Boton


Noticias

miércoles, julio 08, 2015

Boyhood (Momentos de una vida)

EEUU (2014)

Producción dirigida por Richard Linklater, fue la gran triunfadora en los Globos de Oro y obtuvo el Óscar a mejor actriz secundaria para Patricia Arquette. Mason es un niño de 6 años que vive junto a su madre y su hermana mayor Samantha, la madre está en proceso de separación del padre de las dos criaturas. Viven en el estado de Texas y son una de tantas familias que tiene que salir adelante, la madre cuida de ellos, trabaja y va formándose para tener mejores trabajos, el padre los recoge cada fin de semana alterno y es más idealista e inmaduro. Él tiene ganados a los niños y le piden a su madre constantemente que vuelva a casa, pero su madre elige a un profesor universitario como nueva pareja, un hombre de más edad, más maduro que también tiene 2 hijos, un niño y una niña, que serán los hermanastros de nuestros protagonistas, es todo lo contrario al padre de los niños. Pero tampoco sale bien y resulta que el nuevo marido es un alcohólico violento. La madre de Mason y Samantha huye con sus hijos para comenzar de nuevo y el padre encuentra una nueva pareja, una mujer de familia muy católica y tradicional que resultan ser un gran cambio para el padre, ahora ya es más responsable y tiene un nuevo hijo, será el hermanastro de Mason y Samantha, que ya van creciendo y son adolescentes. Ya tienen sus propios problemas con sus parejas, el primer beso, el desamor, borracheras y elegir en la vida lo que quieren ser, siempre sobre todo con el apoyo de su madre y ya también con el de su padre. Que mejor historia que la de vida normal de cada uno de nosotros, donde desde niños vemos los problemas que tienen los adultos y cuando llegamos a adolescentes nos tenemos que enfrentar a múltiples decisiones que nos marcarán de por vida.

Esta monumental producción sale de la idea de Linklater que organiza un casting de niños de 6 años para rodar una película durante 12 años, así vamos viendo la evolución tanto mental como física de los protagonistas, sobre todo en los niños donde el cambio es bestial, Mason tanto en la película como en la realidad comienza a la edad de 6 años y acaba a los 18 cuando comienza la universidad. También vemos cambios en los personajes adultos, como han envejecido. Pero solo con esto, el relato sería una especie de telenovela muy cara y con grandes pretensiones fallidas y no es así, si no todo lo contrario, es un relato lleno de fuerza, con momentos inolvidables y realmente mágicos. Que difícil es rodar momentos tan íntimos como la conversación de un padre con su hijo, o como tu madre te pilla que vas bebido o esas escenas donde el nuevo padre es un borracho violento, todo es perfectamente creíble y crees que está sucediendo de verdad, que así es la vida de estos dos niños con su madre. Entre lo más destacable está el papel de Patricia Arquette como la madre, una sutil interpretación que crea un vínculo muy especial con ambos niños, parece que son sus hijos. También la banda sonora es apabullante, colaboran grupos e intérpretes de talla mundial como Arcade Fire, The Hives, Wilco, Bob Dylan o Pink Floyd, totalmente recomendable. La mejor lección que da esta gran película es que aunque uno tome decisiones equivocadas en la vida, siempre hay de nuevo una oportunidad para partir de cero y organizarte de nuevo y que tus hijos, esas criaturas, al principio cariñosas y molestas para luego ser distantes y metepatas, son para siempre y que el amor de una madre es uno de los amores más hermosos y grandes que puedan existir. Son dos horas y treinta ocho minutos que jamás olvidaré y que os recomiendo a todos, fue la gran injusticia de los Óscars de este año.

Para Recordar: El brillante relato de Linklater sobre la infancia y la adolescencia vista por un niño de 6 años hasta que empieza la universidad con la mayoría de edad. Todo con los mismos actores, es impresionante ver la evolución del protagonista tanto en su papel como físicamente, algo parecido pasa con su hermana Samantha y Patricia Arquette realmente parece la madre de los dos niños. La banda sonora genial.

Para Olvidar: Absolutamente nada, podría ver Boyhood repetidamente y nunca me cansaría de verla. Si en el 2013 'La gran belleza' fue la sorpresa, en el 2014 sin duda esta producción es la mejor en mi opinión.




Para mas info, haz click aki



Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.

No hay comentarios: