Boton


Noticias

miércoles, febrero 08, 2017

La casa del tejado rojo

Japón (2014)

Producción dirigida por Yôji Yamada adaptación de la novela de Kyoko Nakajima, ganadora a mejor película en la academia de cine japonés y Oso de Plata en el Festival de Berlín para la actriz Haru Kuroki. Taki Nunomiya es una joven muchacha que vive en el Japón antes de la II Guerra Mundial, en el año 1939 se traslada a la capital del país. Allí en Tokio entrará a trabajar como sirvienta en casa de la familia Hirai, el patriarca Masaka trabaja en el diseño de juguetes, cree que Japón nunca entrará en combate pero a la vez le preocupa y la crisis cada vez es mayor. Su mujer, la bella Tokiko está al cuidado de la casa familiar y del hijo de la pareja, Kyoichi, que Taki enseguida le coge mucho cariño y prácticamente está a su cuidado. Todo transcurre como una rutina de una familia normal en esta época en Japón, Taki está muy contenta que los Hirai le hayan acogido en su bonita casa que tiene un precioso tejado rojo. Esta armonía se rompe con la llegada de un joven diseñador que Masaka contrata para la empresa de juguetes, Itakura le robará el corazón a Tokiko, es un proceso lento que va paso a paso pero que ambos sienten una atracción fatal. Tanto para Itakura como para Tokiko es un gran problema, para él es su jefe y ella traicionaría a su marido, algo que en esa época en Japón era muy grave. A través de los ojos de Taki vemos este romance prohibido que a ella tampoco le parece bien, nunca se puede romper la familia por el amor. Al final todo estallará, ni romances, ni separaciones, ni siquiera la casa del tejado rojo, la guerra llega a Japón y Tokio es bombardeado, los Hirai tienen que huir y nuestra protagonista Taki tiene que volver al campo.

El veterano directo Yôji Yamada de 85 años, creador del remake de Una familia en Tokio nos propone un viaje al pasado de como era el modo de vida tokiota antes de la II Guerra Mundial, en una especie de culebrón sobre una infidelidad. Este argumento puede que en apariencia no parezca muy interesante. Aquí lo bonito es el tratamiento que hace de esta sencilla historia. Como un maestro muy paciente construye un relato donde todas las piezas van encajando poco a poco y en armonía. Es muy difícil mostrar en pantalla una serie de sentimientos tan complejos como la culpa, la traición o el amor familiar. Yamada lo consigue y logra emocionar en las dos horas y pico que dura el relato, aunque a veces se hace un poco largo. Al comienzo del film es el sobrino de Taki (Takeshi) quien encuentra unos diarios de su difunta tía, empezará a leerlos y así es como comienza esta historia, a partir de esos diarios, la nueva generación aprende el modo de vida de sus antepasados que tenían problemas parecidos a los actuales. Sin duda es un tipo de cine muy especial y muy alejado de los parámetros occidentales, yo personalmente lo recomiendo. Es cine elegante, muy trabajado y que parece sencillo. Pero no es así, te das cuenta de cuantas diferencias culturales tenemos y también lo que nos une que es la universalidad de los sentimientos, todos sentimos vergüenza, culpa, amor o simplemente cariño. Por eso recomiendo esta producción y seguiré indagando sobre este veterano director.

Para Recordar: lo relajante que resulta este tipo de cine japonés, como con una historia tan sencilla se monta una película que es bonita y sugerente.

Para Olvidar: el defecto que tiene muchas veces también este tipo de cine, el excesivo metraje, dos horas y cuarto para una historia de infidelidad me parece exagerado.




Para mas info, haz click aki



Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.

No hay comentarios: