Boton


Noticias

lunes, septiembre 27, 2010

El acantilado Rojo

Cerca del siglo 200 AD, el imperio chino esta amenazado por un grupo de separatistas que no quieren seguir las directrices tiranas del primer ministro. Inevitablemente, la única manera de solucionar las diferencias es por medio de la guerra. Pero el mandatario no parece tener rival: 800.000 hombres para luchar contra una resistencia de apenas 50.000 y que cuenta sus batallas por derrotas. Pero no son todo malas noticias para los rebeldes: en sus filas cuentan con una persona de excelentes cualidades bélicas cuyo papel en la batalla recibe el nombre de "estratega". Este hombre aconseja a los generales cuales son las maniobras más acertadas en el frente; de cuidada educación, conoce las artes y la naturaleza como la palma de su mano. Eminente músico y meteorólogo, sus consejos son apreciados por todos los altos mandos. Precisamente, uno de estos consejos, pasa por buscar una alianza con el gobernante de las tierras del sur. El mismo estratega será el encargado de cerrar las negociaciones. Con estos ejercitos, el combate contra el primer ministro se vuelve mas reñido. No obstante la balanza esta muy a favor de este último. Pero las estrategias y la tremenda hablilidad en en el manejo de las artes marciales, por parte de los generales separatistas, convertirá el paseo triunfal del ministro en una cruenta y complicada batalla.

Máxima expresión de táctica bélica en esta superproducción china del vistoso director John Woo. Con una realización simplemente genial, esta historia, mezcla de guerra y poesía, intenta agradar a todos los fans del género. Lo único es que hay que incluir en el "género" los seguidores de artes marciales. Si bien todo el largo es un conjunto armonioso de despliegue militar al más puro estilo "El arte de la guerra", los combates puntuales de los protagonistas hacen quitar credibilidad a lo narrado en la historia. No obstante, este aspecto no debe influir para restar calidad e interés a este largo épico que con el tiempo pasará a formar parte de los clásicos cine, como lo hizó Ben-Hur en su día o más recientemente Gladiator.

Nota: 8,5

Para Recordar: A los hombres que terminan lo que empiezan se les llama locos.
Para Olvidar: Que no nos haya llegado (a los europeos) la versión integra en 2 partes.


Para mas info, haz click aki
Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.

No hay comentarios: