Boton


Noticias

lunes, septiembre 08, 2014

Un gran equipo

Francia (2012)

Patrick Orbéra es un exjugador de fútbol francés al que la gloria de antaño no le ha servido para envejecer dignamente. Atrapado por el alcohol y los programas de sociedad, en su último “numerito” esta a punto de terminar en prisión. Lo que más le preocupa a Patrick es que su comportamiento vandálico le ha llevado a perder la custodia de su hija. La jueza que instruye el caso le da una última oportunidad para reconducir su vida: conseguir trabajo como entrenador de un equipo regional francés, el Molene. Esto no será tarea fácil, pues el presidente del equipo y dueño de la única fábrica del pueblo, no se fía de Orbera y le exigirá dos rondas de clasificación en la copa francesa antes de firmar ningún contrato con la alcoholizada gloria del fútbol galo. El protagonista no puede imaginar como clasificar a un equipo como el Molene, repleto de pescadores: borrachos y en baja forma física. La única idea que se le ocurre es recurrir a sus excompañeros de selección, la mayoría en un lamentable estado mental y personal. Desde el portero drogadicto, pasando por el central violento, el mediapunta esquizofrénico o el delantero con delirios de grandeza. Todos ellos formarán un equipo de lo más inusual, que intentará poner al humilde Molane en las portadas de todos los periódicos franceses.

De nuevo en el blog, mezclando dos de nuestras pasiones más intensas: fútbol y películas. Esta vez, desde el país vecino nos llega esta desternillante comedia totalmente apta para fans del balompié. Un gran equipo (Les Seigneurs) es una película gala que podría fácilmente llevar el sello español. Y es que la obra del director Olivier Dahan esta más cerca del humor gamberro y ácido de Dias de Fútbol que de la sutileza de la Cena de los Idiotas. Quizás este hecho sea uno de los puntos fuertes para los que disfrutamos con las comedias “más extremas” filmadas por realizadores ibéricos. Desde luego, los que busquen un largometraje con los tópicos más característicos del cine galo, que se olviden inmediatamente de esta cinta. Sin muchas pretensiones, Dahan construye una historia irónica sobre el mundo del fútbol y sobre todo, sobre las viejas glorias que terminan siendo juguetes rotos. Con un extraordinario sentido del humor, los protagonistas exponen sus atributos sin sentirse avergonzados de su presente y, en cierto modo, melancólicos de su brillante pasado. Cabe destacar los memorables pasajes de Ziani y Leandri, en los que por momentos me reí a carcajadas. Inevitablemente, siempre te viene a la cabeza un jugador real que podría encajar en el patrón de estos personajes. Por otro lado, y de manera más banal, se presenta la realidad de los equipos de fútbol más modestos en tiempos de crisis. Esta trama secundaria, merecería en efecto una película a parte, dada la complejidad y carga emocional que implica en las sociedades en las que el deporte rey va más allá de un simple entretenimiento. Sin embargo, este no es el cometido de Un gran equipo, que simplemente busca divertir riéndose del mundo del balón.

Nota: 7,7

Para recordar: La actuación de Gad Elmaleh (Ziani), hilarante.
Para olvidar: La manera de concluir el film. Se podría haber buscado una excusa mejor, pues lo que se plantea en el guión es ilegal y de ninguna manera puede dar un beneficio económico.


Para mas info, haz click aqui:





 New Feature - Try now!!!!

Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.

No hay comentarios: