Boton


Noticias

viernes, febrero 28, 2014

Sebbe

Suecia (2010)

Producción dirigida por Babak Najafi, ganadora del premio a mejor ópera prima en el Festival de Berlín. Sebastian alias "Sebbe" es un chaval que acaba de cumplir 15 años en la oscura e industrial ciudad de Goteborg en Suecia. Vive solo con su madre ya que su padre falleció hace unos años. En el colegio sus compañeros más gamberros, liderados por su vecino Kenny, abusan de él y uno de sus pocos amigos, él no dice nada a su madre porque no tienen buena relación y además apenas se ven porque Eva (su madre) tiene un trabajo de repartidora de periódicos que realiza de noche para dormir de día. Tampoco es que a Eva le vaya muy bien en su trabajo porque al igual que Sebbe suele ser humillada por sus compañeros masculinos y muchas de las frustraciones las paga con su hijo Sebbe y se refugia en la bebida. A pesar de todo, Sebbe es un muchacho bastante inteligente que es un manitas y tiene curiosidad por realizar experimentos y crear nuevas máquinas, una de sus creaciones es ponerle un motor a su bicicleta y así poder emular un ciclomotor. Ese objeto es el que quiere utilizar Sebastian como pago a Kenny por una jugada que le hace su propia madre en su cumpleaños. A veces nuestro protagonista sueña que habla con su padre porque le echa de menos y la constante presión por parte de su madre y de sus compañeros de colegio le hace idear un plan bastante macabro para acabar con todo. Sebbe no encuentra el cariño por parte de nadie a pesar de ser un chaval sin maldad alguna y con una inteligencia superior a la media.

En Berlín se suelen premiar películas con temática social y está producción cumple todos los requisitos para ello, por eso, su premio a mejor ópera prima. Una historia que podría ser perfectamente real que el guión le dota de un realismo hasta las últimas consecuencias, de ahí que sea interesante su visión, todo el rato planea que va a ocurrir una gran desgracia y a lo grande. Nada más lejos de la realidad, somos humanos y aunque estemos al borde de la desesperación siempre queda ese instinto de supervivencia. Unas interpretaciones bastante correctas de los actores hace que te creas lo que ves y puedes inferir en cada personaje a personas que conoces en tu realidad o personas que estuvieron en tu pasado. En el fondo lo que se cuenta es una gran pérdida, la de un padre para nuestro protagonista y un marido para la madre, ambos necesitan esa figura paterna y de esposo para su vida diaria y ahora madre e hijo cada uno va por su lado, sobre todo por el lado de la madre que le repite a su hijo que no lo quiere. Sebbe intenta conseguir el cariño de su madre pero le resulta imposible por más que haga méritos para ello, intenta ser independiente pero con 15 años es complicado en Suecia salir adelante. Una buena producción que no llega a la hora y veinte minutos que no creo que ni llegase a los cines españoles, el cine europeo si no es de un director de fama o la película es multipremiada no tiene salida comercial. Ahí dejo una interesante reflexión para nuestros seguidores.

Para Recordar: Lo difíciles que son las relaciones humanas cuando todo va en contra, un relato muy realista que no se deja llevar por guiones americanos con happy ends. Un final totalmente inesperado y plano como la vida misma.

Para Olvidar: Muchas desgracias se condensan en el personaje de Sebastian, un chaval muy inteligente pero que tiene que afrontar situaciones que no son propias de su edad, no tiene las herramientas necesarias para resolverlas.




Para mas info, haz click aki



Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.

No hay comentarios: