Boton


Noticias

martes, junio 02, 2015

20.000 días en la Tierra

Reino Unido (2014)

Documental dirigido por Iain Forsyth, Jane Pollard, ganador de algún certamen en la categoría de películas documentales de música como en Atenas o premios británicos. Nick Cave es un célebre músico australiano que vive en Brighton pero él ya no es una persona, es una especie de extraterrestre que duerme, come, escribe y ve la televisión, su estancia en la Tierra se remonta a 20.000 días y mientras observa a los humanos que hacen con sus vidas, él está inmerso en su proceso creativo de escribir y crear música para esas letras o poemas que abordan todos sus sentimientos, contradicciones y preocupaciones. Junto a Warren Ellis ensayan estos temas y habla con diferentes personas sobre como necesita estar en el escenario para sentirse vivo, la obsesión del proceso creativo, por que Cave no es solo un músico, también escribe literatura y no sabe muy bien como es eso de ser una estrella del rock, también es alguien normal que come pizza junto a sus hijos mientras están viendo una película. Todo estas reflexiones están regadas con la música del último trabajo del artista junto a los Bad Seeds que es 'Push the Sky Away', un disco precioso donde brillan con luz propia dos temas, 'Jubilee Street' y 'Higgs Boson Blues', dedicada al Bosón de Higgs desarrollado en el Cern de Ginebra.

Hace un par de semanas que vi este documental y al hacer la crítica apenas recuerdo algunos trazos de este relato, lo más importante es la música y yo veo este trabajo como una promoción de lo que realmente es importante que es el disco de Nick Cave & Bad Seeds. Que hay alguna reflexión interesante es cierto pero no merece la pena, a no ser que seas muy fan del artista, visionar este documental. Además queda muy claro algo que ya sospechaba sobre Cave, ese carácter mesiánico que tanto me revienta en algunos músicos como Bono o Jagger o Matt Bellamy de Muse, aunque este último directamente me parece un fantasma. La aparición final de Kylie Minogue es un gag simpático que ya me hizo directamente reírme porque me parecía más un capítulo de Muchachada Nui que un documental serio. En definitiva es una película prescindible y al igual que en la anterior entrada me pasó con Michael Houellebecq, son personalidades arrolladoras e interesantes pero me esperaba algo más en el producto final. Esto pasa cuando vas a otra disciplina artística que no dominas y entonces el resultado deja algo que desear y es más bien mediocre, no está a la altura de estos artistas.

Para Recordar: La bonita música de Nick Cave en su último trabajo discográfico 'Push the Sky Away', un disco que sí recomiendo su escucha al contrario que ver este documental que está orientado más a seguidores y fans de Nick Cave.

Para Olvidar: Hay algo mesiánico en Cave que no me gusta nada, en eso se parece un poco a Bono de U2, ya no sabes donde acaba la persona y empieza el personaje. Su narcisismo es muy elevado.




Para mas info, haz click aki



Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.

No hay comentarios: