Boton


Noticias

sábado, enero 15, 2011

Vidas Rebeldes

USA (1961)

Las ciudades americanas de los años sesenta, se parecen mucho a las grandes ciudades españolas del siglo XXI. Las personas solo piensan en si mismas y el exceso de tiempo libre y dinero hacen que las relaciones duren muy poco. Esto es el día a día de la bella Roslyn Taber. Abandonada por su marido, esta en proceso de divorcio. Lejos de estar deprimida, decide salir a divertirse con su amiga Isabelle; mucho mayor que ella, pero igual de solitaria. En la juerga nocturna conocen a un rudo vaquero de pueblo que les invita a conocer su casa de campo. El y su amigo mecánico, se llevan a la preciosa rubia y a su viejuna compañera al picadero de turno. Sin embargo, la cosa no sale como esperan y Roslyn lo que quiere es buscar un nuevo amor; Gay Langland, esta dispuesto a abrir su corazón ante una mujer tan dulce y guapa. Pero Roslyn además de eso es bastante insegura. Cuando había decidido cambiar su alocada vida metropolitana, por la tranquilidad del campo, se da cuenta que aquello no es para ella. Que puede aspirar a mucho más. Sin embargo, los años van pasando y la realidad es que sigue sola, de fiesta en fiesta abrazando una copa, y en la actualidad, viviendo con un vaquero en un pueblo perdido en el corazón de Estados Unidos...

Legendaria película de John Huston, en la que se logró unir a dos mitos del séptimo arte: Clark Gable y Marilyn Monroe, en la última actuación de ambos. En contra de lo que se pueda pensar (debido al esplendor de su reparto), este film no abarca una temática comercial; más bien todo lo contrario: narra las vivencias cotidianas de personajes de la sociedad media americana a mediados del siglo XX. Con un guión denso, con contenido, escrito por el mismisimo Arthur Miller y pensado milimetricamente para encajar en el personaje de su amada mujer: Marilyn. Y es que Roslyn es la propia Marilyn. Inocente e ingenua; consciente del influjo que su belleza provoca en los hombres, pero sin embargo, incapaz de usar este poder a su favor. Infeliz por naturaleza, pero tan dulce, que con un simple parpadeo puede hacer sonreir al galán más rudo. En este caso, tampoco se puede elegir mejor ejemplo de dureza: el mismisimo Clark Gable. El dueto protagonista, recibe una inmejorable réplica con los secundarios Montgomery Clift y Thelma Ritter. Con momentos gloriosos, de largos coloquios existencialistas más orientados al teatro que al cine, la película va de más a menos, conforme el guionista se va quedando sin nada que decir. Parece que persigue retratarnos el lado más humano de Marilyn Monroe y cuando ya lo ha hecho, no sabe que más contar. Adicionalmente a la historia, es muy interesante analizar como se comporta la gente de clase media los Estados Unidos de 1960. Sobre todo resulta curioso el comportamiento femenino; las mujeres son más juerguistas que los hombres, se emborrachan cada noche y no tienen problema en ir a casa del primer extraño que conocen. Un aspecto al que el director no da más importancia, pero si lo comparamos, por ejemplo,con la situación de nuestro país en el mismo año, resulta algo muy curioso. Un aspecto interesante para meditar.

Nota: 8

Para Recordar: Las innumerables frases categóricas que pronuncia Gable.
Para Olvidar: Los 20 minutos finales, alejados por completo de la tónica existencialista del resto del film.



Para mas info, haz click aki
Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.

No hay comentarios: