Boton


Noticias

martes, enero 25, 2011

The Horseman

Australia (2008)

En una ciudad Australiana, una jóven aparece asesinada. Presenta signos de violencia, multitud de drogas en sangre y parecía haber sido violada. Su padre, Christian, esta derrumbado. No entiende nada. Mucho menos cuando alguien le manda una cinta porno en la que su hijita se acostaba con varios hombres. Christian no sabe que hacer. Mira de donde proviene la cinta y decide hacer una visita al productor. Sin estar muy seguro de como reaccionar, el hombre irrumpe en la oficina del pornográfo y le hace unas preguntas. Pierde los nervios y empieza a usar violencia extrema. Consigue un par de nombres y decide seguir investigando. En su mente solo puede recordar a esa niña inocente que jugaba con su padre; ahora esa pequeña esta bajo tierra gracias a una breve vida plagada de vicios y descontrol ¿habrá alguna razón para tirar a la basura una existencia? ¿podría ser culpa de su progenitor? Varias preguntas que Christian no parará hasta lograr contestación; empleará cualquier método para lavar su conciencia. Cualquiera.

Brutal pelicula Australiana (tiene el dudoso honor de estar entre las 40 películas más violentas de la historia), que nos acerca al blog una visión del cine poco conocida en nuestro continente. El análisis de un tema actual, como es la pornografía amateur, mezclada con una dinámica de extrema violencia, muy al estilo de otro film de aquel país, Choppel, todo ello ciudando cada detalle para lograr la máxima veracidad y realismo. A través de distintas situaciones, vamos adentrandonos en el mundo de la pornografía ilegal y de las personas que participan en ella: padres de familia, hermanos ejemplares, ciudadanos cotidianos... gente más cercana de lo que podriamos pensar. En cada parada del truculento viaje del protagonista el director hace la interesante reflexión de el por qué alguien se puede dedicar a hacer porno; por qué una dulce niña se puede convertir en un ser sucio y narcotizado. Sin saber muy bien hacia que final nos dirigimos, la trama evoluciona por varios caminos en el que el realizardor parece perderse y encontrarse en la la salida más obvia.

Nota: 8

Para Recordar: Las peleas 100% reales; nada de golpes imposibles al estilo Segal. Golpes que duelen al espectador.

Para Olvidar: Quiźas la ambiciosa telaraña que nos plantea el realizador; muchísimas reflexiones mas interesantes que, como es lógico, no se pueden abarcar juntas.



Para mas info, haz click aki
Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.

No hay comentarios: