Boton


Noticias

domingo, mayo 22, 2011

Kasi az gorbehaye irani khabar nadareh (Nadie sabe nada de gatos persas)

Irán (2009)

Producción dirigida por Bahman Ghobadi, premio especial del jurado en el festival de Cannes en la sección 'A certain regard'. Negar y Ashkan son dos músicos en Teherán que tienen un grupo de rock indie. En Irán es complicado ser músico y Ashkan ya ha tenido varios problemas con la justicia y ha pisado la cárcel por ir haciendo conciertos y saltarse la ley. El grupo se ha disuelto y ahora buscan nuevos músicos para refundarlo de nuevo e ir planeando una gira por el extranjero, ya que en Irán es imposible ensayar, organizar conciertos y todo tiene que ser clandestino, el régimen de Mahmud Ahmadineyad es muy estricto en cuanto a la música occidental y el Ministerio de Asuntos Islámicos es muy duro en cuanto a esas cuestiones. Para conseguir sus objetivos encuentran a Nader, un manager que tiene muchos contactos en la ciudad, conoce gente que tiene estudios de grabación clandestinos y se mueve por la escena musical de Teherán en todos los estilos. Él se ofrece para conseguirles los visados y pasaportes, además también les propone que hagan un último concierto en Teherán para despedirse de sus amigos y conseguir los músicos necesarios para la gira.

Bahman Ghobadi, además de director de cine es un disidente del ayatola Ahmadineyad y de hecho está encarcelado como preso político, en esta su última obra, muestra muy bien la clandestinidad en la que viven muchos músicos de una escena musical para nosotros desconocida como puede ser la de Teherán, el mundo islámico es el gran enigma ahora mismo de la civilización occidental, donde hay varias revueltas y algo percibimos que se mueve en el ambiente. En cuanto a la película, el guión se muestra como algo deslabazado a costa de conseguir un efecto como constante videoclip para ver a diferentes músicos y estilos que se dan en Teherán, que es otro personaje más dentro del film, solo al final del relato se ve más como una historia de cine con la sucesión de trágicos acontecimientos. Una obra de denuncia muy interesante donde la música es la protagonista y que pienso que el director da poca importancia al guión de forma voluntaria para que los protagonistas sean los músicos y no la historia a contar.

Para Recordar: El momento más bonito de la película que es cuando Ashkan cuenta que su mayor sueño sería, además de salir del país para tocar, es llevar a Negar (su pareja) hasta Islandia y poder ver tocar a Sigur Ros.

Para Olvidar: El director quiere mostrar muy diversos estilos musicales y con muchas actuaciones olvidándose un poco de la historia que están contando, no me gusta nada el papel de Nader.




Para mas info, haz click aki

Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.

No hay comentarios: