Boton


Noticias

lunes, diciembre 31, 2012

Carnage (Un dios salvaje)

Francia (2011)

Producción dirigida por Roman Polanski a partir de la obra teatral de Yasmina Reza, consiguió en los Premios César el galardón a mejor guión adaptado y optó a multitud de premios en los Globos de Oro, en los premios al cine europeo, etc... La película transcurre en Nueva York aunque fue rodada en Europa. El niño de Alan y Nancy Cowan agrede en el parque al lado del puente de Brooklyn al niño del matrimonio formado por Michael y Penelope Longstreet con un palo, dejándole la cara magullada y dos dientes rotos. Para resolver la disputa, Alan y Nancy se acercan al apartamento del otro matrimonio y así solucionar civilizadamente la pelea de los dos niños. Al principio hay un tono de cordialidad y buenas intenciones por parte de los dos matrimonios, pero Alan, el padre de Zachary ya empieza a desentonar ante tanto buen rollismo por parte de Michael y Penelope. Alan es abogado, un hombre estresado por su trabajo que no deja el móvil ni un sólo minuto y empiezan todo tipo de discusiones por cualquier cosa que ocurre dentro del apartamento, primero por el pastel que les ofrecen, luego los vómitos de Nancy, lo absorbente y manipuladora que es Penelope en busca de su concepto de justicia y el whisky de malta de 18 años hace que saque cada personaje su verdadero yo para resolver las discusiones de una manera no tan civilizada como se iba a presuponer en un principio.

La vuelta del genio Polanski se resuelve con un gran éxito por parte de público y crítica, ya que los dos componentes fundamentales que tiene que tener una buena película son dos y muy básicos pero a la vez muy difíciles de conseguir, un buen guión y unos actores que hacen un estupendo trabajo, con el guión ya tiene Polanski una buena base a partir de la obra de Yasmina Reza que también colabora activamente en el guión del film. Y que decir del buen reparto para hacer este relato, Jodie Foster y Christoph Waltz encarnan dos personajes que no puedes olvidar por sus magníficas interpretaciones, uno como abogado picapleitos tiburón y la otra como escritora defensora de los derechos humanos que es insoportable. Tampoco es que se queden atrás Kate Winslet y John C. Reilly, ella al principio intenta parar a su marido por su mala educación pero luego es incluso peor que él y John como vendedor de accesorios para la casa, representa el pobre hombre que está bajo el yugo de su aparente justiciera mujer, al final explota y su muestra, como bien dice el, un perfecto hijo de puta que sólo quiere hacer lo que le apetece. Buñuel estaría orgulloso de este relato que para mi sería la versión moderna de su producción 'El discreto encanto de la burguesía', incluso se podría comparar con su obra 'El ángel exterminador', donde un grupo de aristócratas se reúnen para una cena y una fuerza extraña no les deja salir del comedor, pasadas las horas y los días, esos aristócratas que tan buenas formas y maneras tenían se van mostrando como en realidad son, gentes hipócritas porque somos seres humanos con defectos y virtudes. 'Un dios salvaje' es una gran producción donde nada es predecible y con su sencillez y desparpajo te atrapa en su corta duración, una gran película.

Para Recordar: La hipocresía y la falsedad del ser humano en el mundo adulto, tras una inocente pelea en el parque de niños, los adultos se lo llevan a su terreno y sale lo peor de cada uno.

Para Olvidar: La situación a veces es un tanto forzada para poder sorprender al espectador. Lo nervioso que te puede poner el móvil de Alan, son insoportables las personas que viven siempre enganchados a este aparato.




Para mas info, haz click aki



Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.

No hay comentarios: