Boton


Noticias

lunes, agosto 29, 2016

Mommy

Canadá (2013)

Producción dirigida por Xavier Dolan, premio del jurado en el festival de Cannes y mejor film extranjero en los premios César. Steve es un adolescente que padece el ADHD (Trastorno Hiperactividad con Déficit de Atención), en Canadá el Estado puede hacerse cargo de él internándolo en un centro especial y quitar la tutela a los padres. Su madre, Diane 'Die' Després, no quiere estar lejos de su hijo y decide que no va a estar más en el centro y que ella la educará, es viuda y tendrá que hacer frente a una difícil situación para el tratamiento de la enfermedad de Steve. A veces se pone violento, insulta a quien se le ponga por delante y se mete en bastantes líos, aunque también es un chico dulce, cariñoso y que quiere a su madre. Enfrente de su casa vive un matrimonio, la mujer, Kyla, está de baja a causa la depresión que le produjo su trabajo como profesora y tiene problemas de comunicación oral. Ahora se ofrece como voluntaria para en ocasiones cuidar de Steve cuando Diane no esté, así, poco a poco, se podrá ir integrando en el mundo laboral al que antes pertenecía y a empezar a comunicarse con el mundo exterior. Entre los tres se establece una relación muy especial, cuyo nexo de unión es este chaval tan problemático que les hará enfrentarse a estas dos mujeres a múltiples situaciones de estrés y les obligará a las dos a tomar decisiones a veces dolorosas. Pero entre tanto estrés, hay también ratos donde son felices, lo pasan bien y nunca se olvidarán.

Película dirigida por el joven Xavier Dolan, el nuevo 'enfant terrible' del cine independiente, anteriormente ya comentamos su ópera prima Yo maté a mi madre, donde había algún trazo que indicaba que iba a dar bastante que hablar y que estábamos delante de una nueva promesa del séptimo arte, esa promesa ya es una realidad a sus 25 años y aquí construye un relato de tres pirados que llega al espectador por el buen trabajo realizado de guión y un estupendo trabajo por parte de los actores, especialmente de Suzanne Clément como Kyla, su trabajo para mostrar la incapacidad de poder comunicarse es simplemente genial. Pero no solamente tenemos un buen guión y actores, también hay ritmo, buena música y la película no se hace para nada pesada. Como punto negativo y bastante malo es que el director acorta la pantalla para contar la historia y eso es muy molesto. Seguro que lo ha hecho para ser diferente y vender una nueva técnica que precisamente no aprovecha la calidad que tienen las pantallas de ahora en formato televisión, me imagino que ver esta película en el cine tiene que ser insufrible porque desaprovechar una pantalla tan grande adrede tiene que ser frustrante para el espectador. Podría haber sido una película redonda y este detalle, que es muy importante, echa bastante a perder lo que es un trabajo magnífico y que te emociona. Es por eso (que emociona) por lo que la recomiendo, te hace pasar un buen y mal rato de la pena que te da este trío protagonista y hasta te encariñas un poco con ellos.

Para Recordar: es una buena historia, bien contada y no era nada fácil porque son personajes complicados de caracterizar, también muy complejos para actuar, los actores están muy a altura. Impresionante banda sonora con temas de Oasis o Lana del Rey.

Para Olvidar: demasiados gritos por parte de la pareja protagonista de madre e hijo y la modernez del director de acortar la pantalla para contar la historia, me parece una tontería que simplemente la realiza para que se hable sobre él.




Para mas info, haz click aki



Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.

No hay comentarios: